Buscar:
 PGR - SINALEVI >> Pronunciamientos >> Resultados >> Dictamen 176 del 21/08/1998 >> Resumen
Internet
Año:
Buscar en:




Opciones:
Guardar
Imprimir


Ficha del Pronunciamiento
ß&Ø¥ß%
Resumen Dictamen 176
 
  Dictamen : 176 del 21/08/1998   
 
Resumen

C-176-98


PATENTES. LICORES. MUNICIPALIDADES. MEDIDA. DISTANCIA MINIMA


   La señora Olga Badilla Cuadra, Secretaria de la Municipalidad de Turrialba mediante oficio de 29 de abril de 1998, complementado mediante memorial de 18 de junio del año en curso, nos transcribe lo resuelto por el Concejo Municipal de Turrialba, en la sesión No. 444-98, Artículo 3, Inciso 3, en el que se acordó solicitar a la Procuraduría General de la República dictamen sobre distintos tópicos relacionados con la forma de medición establecida en el artículo 9, inciso a) del Reglamento de la Ley de Licores.


   El Lic. Omar Rivera Mesén evacuó la consulta mediante Dictamen C- 176-98, de 21 de agosto de 1998, en el que, luego de analizar la normativa legal que regula la venta de bebidas alcohólicas y las atribuciones de las municipalidades en esa materia, llegó a las siguientes conclusiones:


1.- Que las municipalidades son las competentes para conferir patentes y autorizar la apertura de locales comerciales para el expendio de bebidas alcohólicas y, correlativamente, están obligadas a velar por la correcta aplicación de la normativa que regula dicha actividad;


2.- Que la distancia mínima que deben respetar los nuevos locales comerciales que se establezcan y que tengan por objeto la venta de bebidas alcohólicas -ya se trate de nuevas patentes o del traslado de las existentes-, con respecto de iglesias católicas, centros educativos, de salud, deportivos, etc., es la establecida en el numeral 9, inciso a) del Reglamento a la Ley de Licores;


3.- Que la medida de la distancia mínima establecida en el Reglamento a la Ley de Licores, debe hacerse tomando como puntos de referencia la esquina más cercana entre el terreno donde se ubique el negocio, el cual comprende además de la edificación propiamente dicha, todas aquellas áreas utilizadas para la explotación del mismo (por ejemplo, mesas, toldos, etc.) y la esquina más cercana de la institución o centro de los que indica la norma, el cual comprende también no sólo el edificio donde se asiente el mismo, sino también todas las áreas que a pesar de no estar construidas, sean complemento necesario para la actividad de la institución (por ejemplo, en el caso de una escuela, debe comprenderse el área de recreo y juego de los niños);


4.- Finalmente, la medida entre un sitio y otro debe realizarse de manera lineal, sea desde el punto más cercano, por cuanto el propósito de la norma es la de evitar todo contacto de los usuarios de las actividades protegidas, en especial los niños y estudiantes de todos los niveles, con el consumo de licor.